La Rinoplastia en Hombres

La rinoplastia en hombres es una operación que ha ido popularizándose hasta aumentar en un 35% en los últimos tres años. Es la segunda intervención más solicitada por los hombres, por debajo de la blefaroplastia (cirugía de párpados). Pero, ¿es igual la Rinoplastia en hombre que en una mujer?

La técnica a emplear en una Rinoplastia en hombres o en una Rinoplastia en mujer es exactamente la misma pero la forma de valorar la nariz y los objetivos a perseguir son distintos y deben tenerse en cuenta. Como regla general, todas las estructuras masculinas son mucho más grandes y fuertes que las femeninas.

La piel tiende a ser mucho más gruesa y rígida y su actividad glandular mayor, con poros más grandes y profundos. Parece que la piel tenga “memoria” y dificulta que se aprecien los cambios realizados sobre la estructura.

El soporte óseo en el hombre es más fuerte con un dorso más ancho, y debe ponerse en relación con el tamaño del esqueleto facial restante (frente, pómulos y mandíbula) .Los cartílagos también son más rígidos y amplios, por esto y en general, la punta de la nariz masculina está menos definida. El proceso inflamatorio tiende a ser un poco más corto que en las mujeres; sin embargo, las recomendaciones del postoperatorio siguen siendo las mismas.

Socialmente hablando, no es lo mismo crear una nariz estética para un hombre que para una mujer. Además, socialmente hablando los hombres solemos ocultar lo que nos hacemos por temor hacer objeto de crítica machistas, absurdas para estos tiempos.

Un dorso nasal recto imprime más carácter y fuerza a las facciones masculinas mientras que el dorso curvo (cóncavo) da una apariencia más delicada y femenina. En un hombre la longitud de la nariz es superior a la de una mujer. En la mujer debería arrancar a la altura o ligeramente por debajo del pliegue del párpado superior. En el hombre puede arrancar por encima.

Los hombres están más expuestos por sus actividades a traumas nasales y en ellos identificamos por lo general alteraciones funcionales (respiratorias) y estéticas importantes. En estos pacientes encontramos con frecuencia una nariz bastante torcida en forma de “C” o de “S” las cuales son difíciles de corregir. Es importante que el paciente entienda que no siempre es posible obtener como resultado una nariz completamente recta y simétrica.

Post Operatorio
Es un hecho que los hombres tienden a ser vulnerables, es decir no cumplen con las indicaciones medicas precisas a la hora de seguir las indicaciones postoperatorias, guardar reposo, tomar los medicamentos, aplicar protectores solares, evitar el sol y asistir regularmente a los controles médicos. Por esta razón los cirujanos debemos hacer énfasis en que todos estos cuidados son tan importantes como la cirugía misma. Así que en este punto también son diferentes.

Es normal que a pesar de toda la información se tengan dudas acerca de los resultados. Personalizar las expectativas es mandatorio la valoración en persona de cada paciente.

Nunca será posible hacer una copia de una nariz en la de otro ser humano, ¡Un precepto UNIVERSAL!

Dr. Alfonso J. Parés Barberena
Cirujano Plástico y Reconstructivo
Miembro de SNCP, FILACP,AMN, SECPRE, ASAPS

No hay comentarios todavía!. Sé el primero en dejarnos tu opinión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

icon-phone (+505) 2278-5757

icon-envelope citas@drpares.com

Otros Servicios


Testimonios


¡Agenda tu cita!